28 de septiembre de 2014

Reseña El devorador de libros ~ Rebecca Makkai

¡Buenos días!

Hoy os traigo una reseña de un libro que tenía muchas ganas de leer pero que al final no supo estar a la altura de mis expectativas. Reconozco que mi mayor motivación para leerlo era el títutlo del libro porque me encantan los libros que hablan sobre libros, librerías, etc. Aun así, el libro me pareció entretenido y pasé un buen rato leyéndolo.

Título: El devorador de libros
Título original: The borrower
Autor/a: Rebecca Makkai        
Editorial: Maeva
ISBN: 9788415532323
Encuadernación: Rústica con solapas
Páginas: 320
Fecha de publicación: octubre 2012




Sinopsis:
Lucy Hull, una joven resignada a trabajar como bibliotecaria de libros infantiles en un remoto pueblo de Missouri, ayuda habitualmente a su lector preferido - Ian Drake, un niño de diez años obsesionado con la lectura - a escoger libros a escondidas de su madre, una mujer autoritaria que pasa por la censura todo lo que el niño quiere leer. La inercia existencial de Lucy la lleva a tener una vida de pocas emociones, hasta que se topa con un dilema moral cuando conoce el plan que ha preparado Ian para escapar del control de su madre.

Puntuación:


Opinión:
Conseguí este libro a través de Libros Compartidos, una página donde se podía intercambiar libros de forma gratuita pero que por desgracia terminó cerrando porque era demasiado caro mantenerla. Así que este libro lo tenía desde hace tiempo este libro en mis estanterías y hace poco me animé a leerlo. He de decir que empecé el libro con las expectativas muy altas porque me encantaba el título y por desgracia no ha sabido cumplirlas. Me explicaré un poco mejor.

El ritmo general del libro es bastante lento. La historia está narrada por Lucy, una bibliotecaria que tuvo una nota media de excelencia en la universidad, que podría haber optado a grandes puestos de trabajo y al final se conformó con un puesto de bibliotecaria en la sección infantil de un pequeño pueblo. Allí conoce a Ian, un niño de 10 años apasionado por la lectura que todas las semanas se pasa por la biblioteca en busca de nuevas lecturas. Sin embargo, su madre es muy religiosa y le filtra los libros que lee para evitar que tenga “malas influencias”: no permite que lea nada relacionado con la magia o la fantasía. Además, todo el mundo opina que Ian es gay y su madre quiere evitar a toda costa que eso sea cierto, así que le apunta a una especie de catequesis con gente con el síndrome TAMS (tendenecias hacia el mismo sexo) como lo llaman en el libro.



Con el paso del tiempo, Ian ve cada vez más injusto el trato que recibe en su casa y decide huír. Su primera parada es la biblioteca y ahí es donde Lucy lo encuentra: cuando llega a trabajar por la mañana descubre que Ian ha pasado la noche ahí. Lucy le dice que tiene que volver a casa, pero como está lloviendo, decide llevarle en coche. Ian empieza a darle direcciones erróneas, Lucy se desorienta y al final terminan saliendo del pueblo, de la comarca y del estado. A partir de ese momento comienza un viaje en el que Lucy tratará de hacer ver a Ian que, en caso de ser gay, no supone ningún tipo de problema.

Este viaje también le sirve a Lucy para alejarse de su rutina diaria y plantearse si el resto de su vida quiere ser una bibliotecaria encerrada en un pequeño pueblo. A lo largo del viaje se va encontrando con diferentes personajes, algunos de su vida pasada, otros más recientes, que le descubren una pequeña parte de una verdad incompleta que sabía acerca de su padre y su familia de origen ruso.


Una de las cosas que menos me ha gustado es que desde el principio nos cuenta las cosas con frases del estilo “pero todo esto fue antes del terrible acto que cometí”, que obviamente te deja con las ganas de saber qué pasó. Y lo que pasó es ni más ni menos que ayudó a un niño a encontrarse a sí mismo. Como puntos a favor diré que me han encantado las partes en las que Lucy recomienda a Ian libros que leer. De hecho, al final del libro hay una recopilación de los libros que se mencionan durante la historia.

¿Habéis leído este libro? ¿Os gustó? ¡Contadme!