21 de mayo de 2013

Opinando: El Gran Gatsby, nueva adaptación del clásico

Este fin de semana fui a ver El Gran Gatsby, la nueva adaptación de la obra F. Scott Fitzgerald protagonizada por Leonardo di Caprio. La estrenaron el viernes y tenía muchísimas ganas de verla porque me leí el libro mientras trabajaba en Inglaterra hace un par de años. Iba a unas clases de literatura inglesa y justo tocó este libro y desde el principio me gustó mucho la historia. Os dejo los datos de la película:

Título: El Gran Gatsby
Título Original: The Great Gatsby
Género: Drama
Nacionalidad: USA
Año: 2012
Duración: 2h y 23 minutos
Director: Baz Luhrmann
Guión: Baz Luhrmann, Craig Pearce
Reparto: Leonardo DiCaprio, Isla Fisher, Carey Mulligan, Tobey Maguire, Joel Edgerton, Jason Clarke, Callan McAuliffe, Elizabeth Debicki, Jack Thompson, Jacek Koman, Max Cullen, Kate Mulvany, Arthur Dignam, Kim Knuckey




Sinopsis: 
Adaptación de la novela El Gran Gatsby de F. Scott Fitzgerald (1925). Sigue los pasos de Nick Carraway, un hombre parecido a Fitzgerald que aspira a ser escritor, cuando abandona la región central de los EE.UU. y llega a Nueva York en la primavera de 1922, una época de decadencia moral, jazz palpitante y de los reyes del contrabando de alcohol. Persiguiendo su propio Sueño Americano, Nick acaba siendo vecino de Jay Gatsby, un millonario misterioso que da fiestas continuamente. Al otro lado de la bahía vive su prima Daisy, y su marido mujeriego y aristócrata, Tom Buchanan. De esta manera Nick entra en el cautivador mundo de los súper ricos con sus ilusiones, sus amores y sus engaños. A medida que Nick es testigo de aquello, tanto dentro como fuera del mundo que habita, escribe una historia de amor imposible, sueños incorruptibles y grandes tragedias, y alza un espejo a nuestra propia época y luchas actuales.

Trailér aquí


La película está dirigida por Baz Luhrmann, el mismo que dirigió Romeo y Julieta y Moulin Rouge. Ambas películas me encantaron y entran dentro de mi clasificación de favoritas ya que son grandes historias de amor que han sido perfectamente reflejadas en la gran pantalla.

Aunque se trata de una historia de amor entre Gatsby y Daisy, en el libro no te das cuenta de que Gatsby se ha hecho con esa fortuna es ni más ni menos que para ser “digno” de su amada; ha luchado mucho para llegar lejos y así conquistar a la chica de sus sueños. Pero Daisy es una chica rica que siempre ha estado rodeada del lujo más absoluto y la sociedad nunca aceptaría que estuviera con un oficial del ejército que proviene de una familia humilde. Así que cuando acaba la guerra, Gatsby no vuelve todavía para hacer fortuna y regresar como un triunfador. De esa forma se ganará el respeto de su amada y el de su familia. El problema es que cuando por fin decide regresar, se entera de que Daisy ya está casada con Tom Buchanan, un rico heredero acostumbrado a la buena vida. Pero lo que más le duele descubrir es que está atrapada en un matrimonio sin amor, donde su marido no tiene ojos para ella pero sí para las demás.

La novela fue publicada en 1925, cuatro años antes de que estallara la gran depresión económica de 1929 y está ambienta en los años 20. Lo primero que conocemos de Gatsby en la película son las grandes fiestas que organiza en su casa y por las que es conocido en toda la ciudad. Nadie recibe una invitación, todo el mundo es bienvenido, puede asistir quien quiera. Toda la ciudad se pregunta de dónde ha salido este nuevo rico y de dónde procede su dinero, pero no parecen acordarse durante el apogeo de las fiestas. Esta parte de la novela es la que más me ha gustado cómo la han reflejado en la película ya que los escenarios y el vestuario han sido elegidos con mucho esmero. Hay una gran variedad de vestidos y adornos que le dan un toque de glamour a toda la película. Lo único que no encaja es la música. Durante las fiestas ponen música actual en vez de los típicos charlestón y foxtrot de la época. A mí me gusta el efecto porque es más fácil hacerse una idea de lo que era una fiesta entonces poniendo música de hoy en día.


Ya digo que no han escatimado en detalles para los escenarios porque vemos la mansión de Gatsby en todo su esplendor: jardines, salones, habitaciones… y todo decorado con lámparas de araña, impresionantes cuadros y magníficas alfombras.


El único punto negativo que podría sacarle a la película es que es muy larga, casi dos horas y media. En algunos momentos el ritmo decae un poco y se hace lenta en algunos puntos. Pero en mi opinión, no sobra ninguna escena ya que el argumento es complicado y son necesarios todos los elementos para entender el desenlace final.


He estado mirando críticas de otras personas que ya la han visto y hay de todo, apasionados y desertores. Yo me encuentro entre las personas que han adorado cada momento de la película y que han reído y llorado mientras vemos cómo personaje lucha por conseguir su sueño.



Puntuación: