9 de abril de 2013

Top Ten Tuesday: Libros Favoritos que leí antes de ser Blogger



Top Ten Tuesday, idea nacida en el blog The Broke and the Bookish, consiste en poner cada martes una lista de 10 cosas relacionadas con libros, el tema de cada semana lo van diciendo en su blog.

Tema: Top ten de libros que leí antes de ser Blogger

El tema de hoy me ha gustado mucho, ya que mi pasión por los libros se remonta a mucho antes de abrir este espacio. He dejado al final de la lista los libros que son más infantiles, que leí en mi época pre-adolescente. Y sin más, aquí está mi lista:

1. Harry Potter, JK Rowling. Supongo que este libro aparecerá en la gran mayoría de blogs, pero es que considero que marcó una época. Yo lo leí después de ver la primera película. Antes de eso, no me gustaba nada, de hecho, lo odiaba por la fama que había adquirido. Pero mis compañeros de instituto quedaron para ir a ver la peli y me convencieron para ir a verla con ellas. Y desde entonces, pottermaniaca a muerte :P

2. Tres metros sobre el cielo, Federico Moccia. Conocí a este autor mucho antes de que llegara a España. Cuando estuve estudiando en Italia, nos mandaron leer este libro en el colegio y me enamoró. Al estar ambientado en las calles de Roma, podía ir a ver las tiendas, pizzerías y demás trayectos que aparecen en sus páginas. Cuando me fui de allí, mis compañeros de clase me regalaron la película para que no echara de menos a Moccia.

3. Memorias de Idhún, Laura Gallego García. Recuerdo que este fue el primer libro que pedí que me compraran. Lo pedí por mi cumpleaños y se convirtió en mi regalo de cada año mientras se publicaron los tres tomos. Esta saga también marcó un hito en mi infancia, al igual que Harry Potter.

4. Crepúsculo, Stephenie Meyer. Estos libros empezaron a leerlos mis amigas cuando yo estaba de Erasmus en Francia y cuando volví en las vacaciones de Navidad me dejaron el primero. Me enganchó de tal forma que me leí los cuatro en las dos semanas que estuve en España. Luego perdió parte de su encanto a raíz de la película, pero recuerdo con cariño el momento en el que los leí.

5. Sookie Stackhouse – True Blood, Charlaine Harris. La misma amiga que me dejó los libros de Crepúsculo me dejó estos también. Ella sólo tenía los tres primeros y en cuanto me los acabé empezó Suma de Letras a publicar los demás, así que desde ese momento me nombré fan incondicional y empecé a comprarlos todos.

6. La sombra del viento, Carlos Ruíz Zafón. Me lo trajeron los Reyes un año y me pareció que se habían equivocado. Era un libro muy grande y no atraía para nada la sinopsis. Me lo leí porque estaba de vacaciones y tenía tiempo, y una vez que lo empecé ya no pude parar. Después me dejaron la segunda parte y también la devoré. Años después salió la tercera parte y es uno de los miles de libros que me gustaría leer pero que no encuentro el momento de ponerme con él.

7. El oráculo de la luna, Frédéric Lenoir. Mi abuela me dejó este libro un verano que pasé con ella y me encantó. Creo que eran como 600 páginas que me ventilé en unos tres días. La historia combina los elementos imprescindibles de cualquier buena novela, en mi opinión: historia, magia, aventuras y amor. Y el toque de originalidad de esta obra es el recorrido que hace por todas las principales religiones.

8. Los diarios de la princesa, Meg Cabot. Aunque en España creo que sólo se publicaron dos, la serie es muy larga. El primero me lo compré con un premio de literatura que gané en el instituto (sí, así soy yo, me gasto el premio de literatura en comprar más libros). Y el segundo me lo compré porque el primero me encantó. No seguí con la saga porque cuando descubrí que había más libros ya me pillaron un poco mayor.

9. Los Cinco, Enid Blyton. Sin duda, una de mis fuentes de entretenimiento por antonomasia. Mi padre tenía toda la colección de cuando era pequeño y a medida que me los iba leyendo me traía más. Luego hicieron una mini-serie de televisión que también me vi.

10. Celia, Elena Fortún. Y al hablar de series de televisión, me he acordado de otra serie basada en libros. Se trata de los libros de Celia, una niña madrileña de principios del s.XX que cuenta sus aventuras. Todos los inviernos me veía la serie y todavía me acuerdo de ella de memoria.

¿Qué os parece? ¿Coincidimos en alguno de ellos? ¡Contadme!